Cuando organizas un carrete en casa, lo peor no siempre es la montaña de loza sino que muchas veces son los olores que sobreviven al post carrete lo que llega a ser, incluso, más molesto. Al día siguiente el ambiente queda impregnado con olor a cigarro que mezclado con olor a comida y alcohol, lo cual sólo termina por aumentar lo mal que te sientes.

¿Cómo poder solucionar este problema? Mi primera idea fue atacar el inconveniente desde el origen. Mantener una corriente de aire apoyada con un ventilador parecía una buena idea, pero luego de un rato el ventilador se encargaba de esparcir las cenizas y la corriente mataba de frío a mis invitados.

Luego descubrí unos spray anti-tabaco en el supermercado, pero funcionaron muy poco. Luego de probar con todas las marcas me di cuenta que para poder opacar un poco el olor, debía echar bastante spray y el producto se gastaba muy rápido. Además, básicamente, cambiaba el olor que había por otro más agradable, pero no lo eliminaba.

Conversando con una amiga me comentó que había leído alguna vez que el vinagre podría eliminar hasta los olores más fuertes y que no dejabas la casa oliendo a ensalada. Hay dos formas de poder ocupar las bondades del vinagre blanco, yo he probado sólo la segunda con resultados bastante buenos. Dice así:

Pon a calentar una olla con agua y cuando comience a hervir añade un chorrito de vinagre blanco. Luego deja que la solución ebulla por unos diez minutos con la olla tapada y, finalmente, deja la olla en las habitaciones donde quieras eliminar el olor. Un poco más simple pero también muy efectivo, es untar un paño en vinagre blanco y luego paséate por toda la habitación. El olor a vinagre eliminará el olor por completo.

Otras soluciones que también podrían ayudar son colocar pequeños recipientes con café de grano en la habitación, también funciona con carbón. Estas son las soluciones caseras, aunque si tu problema te sobrepasa y estas dispuesto a invertir dinero, siempre existirán esas máquinas llamadas purificadores de aire, que pueden salvar tu olfato. O claro, puedes enviar a todos a fumar al patio y morirse de frío... siempre es una opción.

¿Han probado alguna de estas soluciones? ¿Funcionaron?
Si tienen trabajos artísticos o que exigen ser "creativos" diariamente, de seguro comprenderán esto...

Soy miedosa y lo confieso. Lo peor es que el miedo me consume de manera especial cuando debo quedarme sola en casa y enfrentar (o más bien huir) de mis más tontos miedos.

Todo el mundo debería saber cómo pintar una pared. Pero yo nunca me había hecho la idea de pintar algo salvo los cuadritos que hago en óleo de vez en cuando...

Pintar en sí no es ninguna ciencia exacta. Vas a una ferretería y compras pintura. Si no sabes mucho (como yo) pide asesoría de un vendedor que ojalá de buena gana de explique cómo es el funcionamiento de cada pintura y qué es lo que necesitarás para llevar a cabo tu cometido.

Esta primavera (más maldita que nunca) ya se decidió por ser casi idéntica al veranito. Los días están full calurosos, el sol nos hace burlas hasta las ocho de la noche... y nuestros pobres animales están en casa esperando que lleguemos del trabajo con toda la energía del mundo para sacarlos a pasear y tomar el aire fresco que no tuvieron durante todo el día.

Si ya dejaste de estudiar, tienes mas de veinticinco años y recibes un sueldo, entonces para el sistema te has convertido automáticamente en una persona que se puede valer por si sola, por ende, no podrás seguir siendo carga médica de nadie. A continuación te daremos una visión general de en qué fijarte al escoger una isapre. No te confundas: no te diremos en este artículo qué isapre es "mejor", pues todas las experiencias son diferentes y lo que es bueno para unos, puede ser pésimo para otros.
¿Qué pasa cuando quieres pintar un muro de tu departamento, arreglar el piso, instalar una puerta o darle un nuevo look a tu hogar? Necesitas un maestro, ¿verdad? El problema radica en que, a veces, no tienes idea cómo encontrar uno.

Pues bien, no temas. Aquí algunos consejos que te ayudarán a resolver ese problema tan común.
26 Mar

El señor termo

Categoría: Equipamiento
No tengo la más mínima idea de cuándo ni en qué circunstancias nació éste maravilloso y práctico invento. Para mí, el termo nació en la casa de mis abuelos en Valdivia, a la hora del té. Siempre éramos tanta gente en la mesa, que no era sólo un termo, si no, dos o fácilmente tres. Comprenderán que una humilde tetera no alcanza para una familia de completa de bestias vikingas hambrientas.
16 Ene

El aseo post-carrete

Categoría: Hogar
Es el día siguiente. Inauguraste tu departamento con bombo y platillo. Lamentablemente, el cansacio (o la curadera) te dejó harto mal y dejaste el orden para el día siguiente, así que ahora debes soportar el terrible olor a cigarro, alguno que otro vaso derramado en el piso, un torbellino que pasó por tu baño (dejando a veces desagradables sorpresas) y tu cocina deja mucho que desear. Como no estaremos ahí para darte una mano, te damos a cambio unos útiles consejos para esa desagradable mañana.

Personalmente, no soy de los que se visten en el baño. Después de ducharme, sin importar cuándo me seque, si me visto en el baño, siento que quedo húmedo y me desagrada la sensación. Pero no porque a mí no me guste, significa que no tengo algo que aportarle a quienes sí lo hacen.

  • Destacados
  • Tags
Fuera de tu hogar

Fuera de tu hogar

Octubre 8, 2014

bannerfrannerd2

Viviendosolo.cl 2013

Todos los derechos reservados 

Un proyecto de Francisca Meneses y Eduardo Pavez

Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.

Super amigos

Membrana Estudio

Soy Nuevo

User Registration